María Dolores (...todo es mentira) de Cospedal, y el caos del PP

Foto Julian NievaLo que está pasando en nuestro país con el llamado caso Bárcenas -a pesar del empeño del gobierno para que este asunto se quede, únicamente y exclusivamente, en el ámbito judicial-, no puede aceptarse. Por el bien de la democracia, los máximos responsables políticos del Partido Popular tienen la obligación de asumir su responsabilidad.

 

¿Cómo es posible que Bárcenas, siendo tesorero del PP, acumulase una fortuna de más de 50 millones de euros, que se sepa, y los principales dirigentes de este partido no se enterasen de nada? Según María Dolores (…todo es mentira) de Cospedal, Bárcenas era una ejemplo de honradez y eficacia profesional.

¿Cómo es posible que Barcenas, cobrase un sueldo del PP hasta Febrero de 2013, mientras los máximos dirigentes de esta formación política decían por todas las cadenas de televisión, que este personaje no tenía nada que ver con el Partido Popular? Y que María Dolores (…todo es mentira) de Cospedal, explicara en una rueda de prensa, patética, que Bárcenas cobraba más de 200.000 euros al añocomo una indemnización en diferido en forma de simulación, ¿cómo se explica?

¿Cómo es posible que Mariano Rajoy, siendo Presidente del Gobierno de España, envíe mensajes de apoyo a Bárcenas con frases como, “sé fuerte”, “estamos haciendo lo que podemos” “el que resiste gana”? ¿Cómo es posible que esto suceda sin más? ¿Qué hubieran hecho los dirigentes del PP, si algo así, hubiera sucedido en otra formación política? Aquí, María Dolores (…todo es mentira) de Cospedal, no dijo ni pío. Se limitó a esperar.

¿Cómo es posible que, por la sede del mayor partido de España en estos momentos, circulen empresarios con maletines llenos de dinero en billetes de 500 euros, como si tal cosa? ¿Acaso es normal? ¿Entregan dinero a cambio de nada? La señora María Dolores (…todo es mentira) de Cospedal debe conocer los motivos; al fin y al cabo, su marido está entre los donantes reflejados en los papeles.

La respuesta a todas estas interrogantes -hay muchas más-, no puede estar vinculada a la respuesta judicial. La responsabilidad política de este escándalo político, sin precedentes en la historia democrática española, la tienen que asumir los responsables políticos del PP, independientemente del curso que lleven las actuaciones judiciales.

A día de hoy, Mariano Rajoy, Presidente del Gobierno de España, está prácticamente escondido. Voluntariamente aislado. Desde su comparecencia ante el Congreso de Diputados –no se olvide que acudió ante la presión y amenaza de los grupos de la oposición, principalmente el PSOE, de plantearle una moción de censura-, no ha dado la cara ante la opinión pública. Mientras tanto, el Partido Popular, se dedica, con el rodillo de la mayoría, a bloquear todos los intentos de la oposición para que Rajoy vuelva a comparecer y explicar, de una vez por todas, por qué mintió en el Parlamento. (Mintió cuando dijo que no había tenido nada que ver con el acuerdo económico con Bárcenas, mientras Cospedal, en el juzgado, ha declarado que quien llegó a un acuerdo multimillonario con el honrado tesorero fue el propio Rajoy). Si la Secretaria General del PP, María Dolores (…todo es mentira) de Cospedal, acusa al Presidente del Gobierno, de llegar a un acuerdo con un presunto delincuente, ¿qué podemos pensar? ¿Por quiénes estamos gobernados? ¿Qué podemos esperar de personas que mienten como si nada?

Los llamados papeles de Bárcenas, demostrado por peritos policiales, son auténticos. Más de 60 apuntes contables reflejados en dichos documentos, también lo son, y así lo han reconocido dirigentes del PP, empresarios, empleados, etc. Los sms entre Bárcenas y Rajoy, publicados por El Mundo para vergüenza internacional del Reino de España, son una prueba irrefutable reconocida por el propio Rajoy, y justificada con una explicación, tan ridícula, que nadie, ni siquiera los votantes del PP se han creído. El cobro -justificado con un recibí firmado- de 200.000 euros por parte del PP de Castilla-La Mancha, que según María Dolores (…todo es mentira) de Cospedal eran para gastos de precampaña electoral -prohibidos por la ley y no reflejados en la contabilidad del PP de Castilla-La Mancha- demuestra, que el PP, ha hecho trampas electorales. Que ha utilizado más dinero –al margen de la procedencia- del permitido por la legislación para gastos electorales. Dicho de otra forma: si hubieran sido atletas en unas olimpiadas, habrían salido dopados.

En caso Bárcenas es, a día de hoy, la única preocupación del gobierno y del Partido Popular: lo demás puede esperar. Los parados sin esperanza, los pensionistas convertidos en el sostén económico de hijos y nietos, los dependientes sin valorar y sin ayudas, los enfermos olvidados en listas de espera interminables, los estudiantes sin beca, los investigadores frustrados y condenados al exilio, los autónomos que mes a mes abandonan el barco, los empresarios sin financiación y tantos otros, pueden esperar…

Sobre el caso Bárcenas, a los máximos dirigentes del PP sólo les queda una salida desde el punto de vista ético. Ellos lo saben y los ciudadanos también.

Hay otra, nada ética, que es la que han decidido seguir: hasta que los jueces no nos echen, aquí seguimos.  Definitivamente María Dolores de Cospedal tiene un argumento: todo es mentira, mentira…

Julián Nieva Delgado.

Septiembre 2013

Nuestra candidatura - 2015

Recibe nuestras novedades

Puedes recibir nuestro boletín y novedades. Para ello, solo debes dejarnos tu dirección de correo electrónico.

Programa electoral 2015